Clientes | Prensa | Novedades | Links

Energía Solar Térmica para Agua Caliente para Calefacción

La energía solar térmica de baja temperatura, es una de las pocas dentro de las consideradas “Energías Renovables” que se encuentra desarrollada comercialmente y que es competitiva en costos. 

Mediante el uso de colectores solares, se pueden obtener diferentes sistemas de calefacción según las necesidades:

 

- Suelo radiante. Es el de mejor rendimiento solar. Es la mejor opción si se proyecta desde el inicio de una construcción o en caso en donde ya exista el sistema con energía convencional.

 

 

- Convectores. De menor rendimiento y mayor costo pero posible en casos donde exista el sistema con energía convencional.

 

- Aire caliente con "fan coils" (colectores de líquido). De rendimiento aceptable y económico, consiste en un intercambiador de calor líquido-aire, por el cual aire frío impulsado por un ventilador atraviesa una serie de tubitos con aletas por donde circula el agua caliente. Como consecuencia, este aire se calienta y produce como resultado un chorro de aire caliente. Este sistema es adecuado para calentar grandes salas, naves industriales, etc.


- Aire caliente con almacenamiento en grava (colectores de aire). Su disposición es similar a la del "fan coil" con la salvedad de que la captación de la calor en los paneles se realiza por aire y no por líquido. Los colectores de aire presentan la ventaja de ser más sencillos y económicos que los de líquido. Además, no se tienen problemas de corrosión, heladas, vaho, etc. Sin embargo, su rendimiento energético es inferior que uno con las mismas prestaciones de líquido.

 

El correcto dimensionamiento de una instalación para calefacción es aquel que en función de las necesidades a cubrir, la instalación existente y los materiales de aislación utilizados, logre la mejor cobertura posible con una inversión optima. Ingeo Ambiental realiza el desarrollo necesario para conocer dicha instalación.